Pascualina con hojas de remolacha.

Hola a todas y todos nuestros seguidores !! Les escribo una receta para no desperdiciar las hojas de un hermoso atado de remolacha, al igual que con acelga, yo preparo las hojas de una forma simple y aprovechando la misma agua para cocinar las dos cosas, primero elegimos un hermoso atado con hojas lindas, segundo separamos las remolachas, le cortamos la punta y al ras de las hojas, lavamos bien y cocinamos en abundante agua. Luego cortamos algo del tallo de las hojas y lavamos bien, una vez cocidas las remolachas, las sacamos de a una con espumadera o lo que tengan, las colocamos en un recipiente y le ponemos agua del grifo para cortar la cocción. En la misma agua hirviendo, colocamos las hojas y cocinamos hasta que estén blandas ( aproximadamente 5 minutos ), luego colocamos un colador y vertemos las hojas agregando agua del grifo para cortar la cocción y enfriar. Prontas para escurrir con las manos, colocar sobre tabla de madera y cortar……..

Una  vez escurridas y cortadas reservamos. Colocamos en un sartén aceite.

Colocamos 2 cebollas medianas cortadas en cubos pequeños, le agregamos una pizca de sal y revolvemos con cuchara de madera, cuándo esté transparente le agregamos las hojas de remolacha y revolvemos bien.

Una vez integrada la cebolla y las hojas de remolacha, retiramos del fuego y agregamos un puñado grande de queso rallado, revolvemos integrando todo, ( verifiquen que el queso no sea muy salado ).

La masa la compré redonda de una marca que la hacen fina.( cómo a mí me gusta ). 

En una asadera redonda pincelada con aceite, colocamos una parte de la masa, volcamos arriba la preparación, le coloqué 3 huevos duros cortados en rodajas, le pueden colocar huevos crudos, haciendo un espacio en el relleno y colocándolos, cómo les agrade más.

Luego tapar con la masa restante, pincelar con agua y colocar en horno a temperatura 240º Celsius por aproximadamente 20 minutos. Sacar del horno y esperar a que enfríe un poco para cortar.

Pueden luego de pincelar con agua la masa, pincharla con tenedor.

La cocción depende del grosor de la masa y del horno, siempre verificar con palillo.

Las remolachas las guardamos una vez frías en un envase hermético en el refrigerador, prontas para comer como ensalada, quedan deliciosas si le agregamos rodajas de huevo duro. Hay muchas opciones. Nos escribimos pronto, gracias por la preferencia.

Guper.

 

Las hojas de remolacha…. escurridas y cortadas… prontas para freír con la cebolla… para que adquieran un gusto sabroso….

 

Pincelada con aceite la asadera redonda…. colocada la tapa de masa por debajo… por arriba el relleno y los huevos duros cortados en rodajas… pronta para tapar…..

 

…. ya cocida… la masa es tan fina que se transparentan las rodajas de huevo duro…. pronta para cortar…

… deliciosa… pronta para comer. Hasta la próxima ! Gracias por la preferencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *